laparoscopia en urología

Por: Adrián Rámiro Lopera | Urologo

Realizada por diferentes centros asistenciales de la ciudad, este método se convierte en una nueva alternativa para atender a los pacientes y mejorar su calidad de vida.

Además de contar con médicos entrenados especialmente en cirugía laparoscópica, el Hospital Pablo Tobón Uribe ofrece a los pacientes que serán intervenidos mediante esta técnica, todas las ayudas diagnósticas necesarias para planear adecuadamente su proceso. A la vez que cuenta con el apoyo de urólogos oncólogos que participan en las cirugías relacionadas con cáncer. Para conocer más sobre este método, aquí te contamos algunos detalles.

¿Qué es la laparoscopia?

Es una técnica quirúrgica que ha aportado grandes avances: mejor visualización de las estructuras, menor sangrado intraoperatorio, menor convalecencia postoperatoria, menor dolor y no menos importante, menores defectos estéticos. Consiste en hacer la cirugía a través de orificios pequeños, mediante la utilización de instrumentos especiales y visión magnificada a través de una cámara, así el cirujano puede maniobrar mejor sin necesidad de introducir sus manos en la cavidad del paciente.

¿Para qué tipo de casos

es recomendada?

Mediante esta técnica quirúrgica se pueden realizar las siguientes cirugías:

- Nefrectomía radical.

- Nefrectomía parcial.

- Pieloplastia.

- Pielolitotomia.

- Ureterolitotomia.

- Reimplantes ureteral.

- Corrección de fistulas genitourinarias.

- Corrección de prolapso de órganos pélvicos.

- Cistectomías parcial y radical.

- Prostatectomia radical.

- Varicocelectomia.

¿Qué consulta tiene en el hospital?

Aunque no tiene un espacio destinado, específicamente, para programar cirugías mediante esta técnica, sí ofrece consulta de urología diaria con especialistas capacitados en este método quirúrgico.

¿Qué ayudas diagnósticas ofrece el hospital?

La institución cuenta con todas las ayudas necesarias para los pacientes que serán intervenidos mediante esta técnica: tomografía de abdomen simple y contrastada, tomografía de abdomen simple y contrastada multiparamétrica con fases excretoras, resonancia magnéitica de abdomen, uroresoncia, PET Scan.